Posteado por: vicentecamarasa | 10 diciembre 2010

EL BOSQUE DE RIBERA

La presencia de ríos (especial en su tramo medio y bajo) cambia por completo las condiciones de una zona, apareciendo el pequeño milagro de los bosques de ribera.

La Islillas. Mejorada

En primer lugar nos encontramos con suelos más ricos y profundos (por los sedimentos traídos por la corriente). Por otra existe una mayor humedad en las capas más superficiales, creándose, también, un pequeño microclima.

Con estas condiciones se desarrolla un paisaje a menudo completamente distinto del entorno que conocemos como bosque de ribera.

En él la vegetación se distribuye en bandas paralelas, según su necesidad de agua. (Puedes ver más fotos aquí)

El aliso o el avellano silvestre necesitan sus raíces encharcadas

El sauce, el fresno o el chopo sólo requieren  humedad en las puntas de sus raíces

Fresno

En una banda más lejana se encuentra el olmo y el álamo, verdaderos protagonistas del paisaje, especialmente en otoño. Muchos de ellos son de origen antrópico, con grandes plantaciones que sirven como fuente de madera (blanda, para celulosa),  lugar recreativo y depurado natural

Tronco de álamo

Hojas de álamo

El sotobosque más abundante es el aligustre y la madreselva. Si existen presencia de sales aparecerá el taray.

La presencia de este bosque de ribera ejerce un papel decisivo en el control de la erosión de los ríos y genera un microclima que permite la vida de numerosas especies, especialmente aves.

Imágenes y texto

Vicente Camarasa

Anuncios

Responses

  1. […] En cuanto a los bordes del río, nos encontraremos con el tradicional bosque de ribera […]

  2. […] olmo, junto al álamo, ha sido uno de los árboles característicos de nuestros paisajes de ribera. Con grandes necesidades de agua se situaba junto a cauces de ríos, con un amplio porte y gran […]

  3. […] En los cqauces de los ríos aparecerá el paisaje de ribera […]

  4. […] (Fondos FEDER), el Ayuntamiento de Soria ha restaurado los márgenes del Duero, recuperando su vegetación de ribera, creando senderos, zonas de ocio, recorridos sobre puentes y un (aún no realizado) Museo del […]

  5. […] paisaje, especialmente en otoño, resulta particularmente bello, pues une las sabinas con un bosque de ribera poblado de álamos y rosales silvestres llenos de frutos […]

  6. […] En él predomina la sedimentación (observa el color del agua, más sucio, debido a los sedimentos). El cauce se ensancha y la corriente tiene menos fuerza, lo que permite una mayor vegetación de ribera. […]

  7. […] que servían para amortiguar el alcance de sus efectos (especialmente si estaban ocupados por bosques de ribera). Estas zonas llanas junto a su cauce, sin embargo, poco a poco se han ido urbanizando o se han […]

  8. […] desde su nacimiento en el Ventisquero de la Condesa (en las faldas de la Bola del Mundo) entre bosques de ribera y grandes plantaciones de pino negro y rojo (años 60) con ejemplos de arizónicas, enebro… y […]

  9. […] en donde prosperan las sabinas y los enebros en los terrenos más secos y pedregosos y los fresnos cerca de las vaguadas más […]

  10. […] geológica, con desnudas parameras en la parte superior, flora rupícola en las paredes y un fresco bosque de ribera en las zonas […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías